En Agosto del 2019 un jurado federal de Estados unidos encontró a Aaron Michael Shamo, culpable de organizar y dirigir una organización de tráfico de drogas que importaba fentanilo y alprazolam de China y usaba las drogas para fabricar píldoras de oxicodona falsas, hechas con fentanilo y tabletas de Xanax falsificadas. Cuarenta y siete testigos testificaron en el juicio y cientos de pruebas se presentaron.

Conocido como PHARMA-MASTER en AlphaBay, el ya extinto mercado de la DarkNet, desde donde Aaron distribuyó su oxicodona mezclada con fentanilo para los 50 estados através del correo de EE. UU para su venta o redistribución. Se estima que vendió más de medio millón de píldoras desde internet y cientos de miles de píldoras localmente hasta el 2016 cuando fue arrestado.

Efectivo incautado en el caso Pharma-Master del 2016.

Shamo desarrolló su producto a través de un peligroso proceso de «prueba y error» mientras lo distribuía a personas en todo el país, según mostró la evidencia. Los expertos dicen que un miligramo de fentanilo en una pastilla puede tener consecuencias peligrosas hasta la muerte. Shamo recibió mensajes de los clientes de que se estaban enfermando. Su respuesta, dijeron los fiscales, fue enviar más pastillas a los clientes que se quejaban.

En su memorando de sentencia, los fiscales federales dijeron al Tribunal que no se puede calcular el verdadero alcance de las víctimas del acusado. Dado que Shamo vendió las píldoras de oxicodona falsas con fentanilo a granel a los redistribuidores, los investigadores no siempre pudieron localizar a los usuarios finales de las píldoras. La evidencia muestra que más de 90 personas murieron por sobredosis.  

Cadena perpetua fue la sentencia del tribunal, donde el jurado condenó a Shamo, de 30 años, de Cottonwood Heights, Utah, por participar en una empresa delictiva continua, tres cargos de ayudar e incitar a la importación de una sustancia controlada, posesión de una sustancia controlada con la intención de distribuir, fabricación de una sustancia controlada, y dos cargos de adulteración intencional y con conocimiento de drogas mientras están en venta. El jurado también encontró a Shamo culpable de ayudar e incitar al uso del correo de los Estados Unidos para promover un delito de tráfico de drogas, conspiración para cometer lavado de dinero, promoción y ocultación del lavado de dinero y participar en transacciones monetarias en propiedades derivadas de una actividad ilegal específica. Shamo fue declarado culpable de 12 de los 13 cargos de la acusación. El jurado no tomó una decisión sobre la ayuda y la complicidad en la distribución de fentanilo que resultó en el recuento de muertes.

Fuente: https://www.justice.gov/usao-ut/pr/shamo-sentenced-life-prison-after-conviction-organizing-directing-drug-trafficking

<— $ Halx0n16 de Octubre 2020